Cardiopatías congénitas en niños

Publicado el 14 de Mayo, 2019
Clinica-vespico-Cardiopatías-congénitas-en-niños

Las anomalías al corazón constituyen la segunda causa de muerte en la población menor de 1 año, siendo cerca de un tercio de ellas causadas por cardiopatías congénitas (CC). Según estadísticas a nivel país, la incidencia en recién nacidos con este problema se estima entre 0,8 y 1%, mientras que a nivel mundial la cifra oscila entre el 0,4 y el 1,2%.

La prevención cardiovascular adquiere cada vez mayor importancia en políticas públicas, considerando la creciente incidencia nacional de sobrepeso-obesidad y sedentarismo. Es por esto, que el “Control de niño sano”, realizado por el Pediatra y dirigido a pesquisar una serie de eventos o cambios en el desarrollo, permite a la vez detectar signos de alarma a nivel cardiovascular. 

Para el Dr. Alex Alcántara, Cardiólogo Infantil de Clínica Vespucio, “de las patologías o malformaciones cardíacas congénitas más frecuentes, sigue siendo la comunicación interventricular la de mayor prevalencia, tanto sola como asociada a otra cardiopatía estructural, fluctuando entre el 16 al 50% de las cardiopatías. Afortunadamente, las cardiopatías congénitas (CC) complejas son las menos frecuentes”. 

Educación física 

Según el facultativo, “no existe la suficiente evidencia para afirmar que, solo con un control cardiológico rutinario, el menor esté libre de riesgo de tener un evento cardiovascular durante la clase de educación física. Lo más importante es la prevención cardiovascular, con un buen control de salud, para pesquisar signos de alarma o factores de riesgo. De mucha utilidad es el electrocardiograma (ECG) como tamizaje complementario”. 

Factores de riesgo 

Por muy reiterativo que parezca, un diagnóstico oportuno puede mejorar cualquier pronóstico de una CC. En este escenario, explica el Dr. Alcántara, “siempre es mejor una evaluación precoz, ya que ayuda a sospechar y buscar la CC frente a la presencia de factores de riesgo”. 

Existen algunos condicionantes conocidos que aumentan la posibilidad de que exista una cardiopatía congénita en un niño, por ejemplo, al nacer. Presta atención al siguiente listado: 

Familiares 

  • Hermano o padres con cardiopatía congénita. 

Fetales 

  • Pesquisa de alteración del crecimiento in-útero o del bienestar fetal. 
  • Pesquisa de alguna malformación o anomalía cromosómica. 

Maternos (durante el embarazo) 

  • Infecciones. 
  • Edad avanzada. 
  • Enfermedades maternas, como diabetes, hipertiroidismo, falta de colágeno, entre otras. 
  • Uso de anticonvulsivantes y/o ciertos antibióticos. 
  • Drogadicción. 

En el resto de la edad pediátrica 

  • Pesquisa de soplo cardíaco patológico. 
  • Historia de dolor torácico o síncope durante el ejercicio. 
  • Pesquisa de arritmia o alteración en electrocardiograma. 
  • Evaluación cardiológica en el contexto de: 
  • Otras malformaciones de línea media. 
  • Síndromes genéticos de Down, Turner y Marfan. 
  • Antecedente de muerte súbita de la infancia. 

Tratamiento 

Del total de cardiopatías congénitas, cerca de 1/3 requerirán de cirugía durante el primer año de vida, gran parte dentro de los primeros 6 meses, y las más graves dentro del primer mes habrán tenido ya un procedimiento en pabellón. En espera de una operación, muchos pacientes requieren tratamiento con medicamentos y soporte nutricional. 

Médico: Dr. Alex Alcántara Pérez
Especialidad: Cardiología Infantil