Bypass gástrico, exitosa técnica para combatir la obesidad

Publicado el 5 de Noviembre, 2019
bypass-gastrico-para-combatir-la-obesidad

Al momento de evaluar una cirugía bariátrica, este procedimiento es considerado uno de los mejores,  debido a la importante baja de peso que se logra y su mantención en el tiempo; al control de enfermedades asociadas a la obesidad (hipertensión arterial, resistencia a la insulina, diabetes mellitus ll, dislipidemia, etc.), y las, cada vez menos, complicaciones que presenta.

El bypass gástrico es el procedimiento más frecuente dentro de las cirugías bariátricas por sus excelentes resultados y porque aplica para todos los tipos de obesidad.

Así lo explica el Dr. Marco Rioseco, coordinador de cirugía bariátrica de Clínica Vespucio, quien agrega que se trata de una operación que se realiza por vía laparoscópica.

“En casos muy excepcionales, es necesario realizar una cirugía tradicional, con incisión clásica, y ocurre principalmente en aquellos pacientes que han sido sometidos a cirugías previas o cuando, en el momento en que se está operando por laparoscopía, te encuentras con situaciones que no se pueden resolver por esa vía, lo que es un riesgo que finalmente se corre en cualquier intervención de este tipo”.

¿En qué consiste el bypass gástrico?

En términos muy simples, esta cirugía contempla el corte del estómago para su reducción con un instrumento llamado stapler.

“Se colocan grapas (corchetes) que cierran el tejido y después lo cortan. Normalmente no hay derrame de líquido intestinal a la cavidad peritoneal, ya que se va sellando”, detalla el Dr. Rioseco.

Posteriormente, se une este estómago pequeño a un segmento del intestino delgado, saltándose, al menos, el primer metro y medio, “que es donde se realiza una parte importante de la digestión y absorción de alimentos”, explica el profesional. 

Este procedimiento asegura la disminución de ingesta calórica a través de tres mecanismos:

  • Reducción del volumen del estómago.
  • Los alimentos pasan directamente a una parte más distal del intestino, lo que hace que disminuya la absorción.
  • Dado que se achica la salida del estómago, su tiempo de vaciado es más lento, lo que hace que la sensación de saciedad dure más.

¿Por qué operarse en Clínica Vespucio?

Si bien para la realización de esta cirugía no se requieren elementos de alta complejidad, ya que solo es necesario un pabellón con equipo laparoscópico, es importante que el centro médico cuente con toda la implementación necesaria en caso de que se produzca alguna complicación durante la intervención.

En este sentido, Clínica Vespucio posee UCI, UTI, Banco de Sangre y equipo de radiología para poder realizar este procedimiento de manera totalmente segura.

Junto con ello, cuenta con un equipo de profesionales multidisciplinario y especialistas acreditados para llevar a cabo cirugías de este tipo.

El cambio de hábito es fundamental

Antes de someterse a esta intervención, lo más importante es que el paciente logre generar un cambio de hábito.

“Si se va a reducir significativamente el estómago y el paciente no logra entender que nunca más en su vida va a poder comer como lo hacía antes, el estómago puede estallar. Esa es una de las complicaciones que, si bien es poco frecuente, puede ocurrir. Por eso, antes de operar, nos aseguramos de que la persona se encuentre preparada”, asevera el Dr. Rioseco.

Junto con esto, es importante advertir que todas las cirugías de este tipo pueden fracasar.

“Tenemos pacientes que no sólo han vuelto a ganar los kilos que lograron bajar, sino que años después llegan aún con más peso. Pero normalmente esto lo vemos en pacientes que abandonan el control periódico que se debe mantener una vez realizada la cirugía. Por tanto, el cambio de hábito es clave para el éxito de esta cirugía y la mantención de sus resultados en el tiempo”, concluye el especialista.

Médico: Dr. Marco Rioseco Valenzuela
Especialidad: Cirugía Bariátrica y Metabólica

Newsletter

Suscríbete y entérate sobre beneficios, campañas y tendencias en salud.

*Todos los campos son obligatorios.

Gracias, ya eres parte de nuestro Newsletter.